En una jaula de cristal

Siempre he querido escribir un diario, pero con un afán voyeurista. A pesar de ser reservada creo que cuando hay un incendio es bueno echarle un gran chorro de agua, por eso escribo esto como letras arrojadas al viento desde una urna transparente.

jueves, 29 de diciembre de 2011

Si realmente en el 2012 se acaba el mundo siempre me arrepentiré de...

1) ...no haberte tratado un poco mejor. De habernos dado una oportunidad. Al menos para no tener esta sensación de pudo ser y no fue (porque yo la cagué). Me arrepentiré de no haber podido asumir que de alguna manera te quería y había algo allí, algo que a mi me ha quedado a travesado en el pecho, en la cabeza, en el corazón. Algo con lo que yo por momentos juego porque a veces, solo a veces, me gusta vivir y jugar con el pasado como quien puede abrir varias puertas y entrar por todas y regresar siempre al mismo lugar. Como quien pudiera probar de esas cosas que no ha vivido pero anhela. Este es mi pequeño brindis por el pasado, mi pequeño brindis por ti, por lo que pudo ser y no fue, por lo que fue, y por lo que para mi sigues siendo, pequeño príncipe azul.
2) ...no haber terminado contigo antes (cabe resaltar que fuiste tú el que me dejó). De no haber tenido los huevos para decir: "ESTO ME ESTÁ MATANDO, NO PUEDO MÁS". Y no darte de regalo y (hacerme más complicados), lo que mi madre llama: "los mejores años de mi vida". No, no fueron los mejores; tampoco los peores, pero sí fueron duros. Yo quisiera volver atrás. Quisiera volver a tener 19 años y darle un poco de crédito a aquellos consejos que me decían que: "lo que hiciera en ese momento determinaría o influiría en lo que pase más adelante". Pero cuando tienes 19 años y estás enamorada y crees que tu corazón aguantará todo y piensas que eres capaz de arrastrarte un poco, llorar otro poco, y romper tus propios límites de tolerancia, no se te ocurre pensar que tú mismas te pasas la factura en algún momento y que alguien (además de ti) puede pagar tus platos rotos. Yo me he hecho esa pregunta -¿volverías el tiempo atrás al punto de nunca haberlo conocido aún así eso cambiara todo el curso de tu vida?- en muchos momentos de mi vida, y temo que en este preciso momento la respuesta es sí. No porque lo odie, no porque odie a la Sandra de ese tiempo (ya hemos hecho las pases). No porque todo sea malo. Sino simplemente porque lo cambiaría. Pero tengo la ligera sospecha, que con Pepito, Julito, Lorenzo o Osquitar, yo hubiera terminado siendo -en mayor o menor grado- la misma muchacha y hubiera terminado no igual, pero si muy parecido, a como estoy todos estos años después.
3) ...no haber ido a terapia antes. Me hubiera ido mucho mejor en la vida si la Sandra de 19, 20 o 21 hubiera aterrizado por el consultorio de ese guapo-doctor-ojos-azules mucho tiempo atrás. Aunque creo que eso definitivamente sí me hubiera hecho cambiar muchas decisiones de mi vida y no sé si hubiera querido eso.
4) ...no haber aprendido antes a no ser tan angustiosa. Pero eso no hubiera podido aprenderlo sola.
5) ...no haber viajado cuando pude. Haber sido tan responsable y milimetrada para haberme ido al diablo ahora cuando ya soy grande y realmente lo necesito, ojalá el 2012 me dé las fuerzas académicas que realmente necesito.
6) ...de creer en los amores de toda una vida. No porque no haya gente que se ame para siempre de diferentes formas sino porque ya no creo que exista un solo gran amor de toda la vida. Son cosas de las comedias románticas. Uno se enamora intensamente, más tranquilamente, pero todo es amor al fin. Yo nunca en mi vida quisiera volver a enamorarme tan locamente, tan intensamente y tan desquiciadamente como lo estuve. Ya no puedo más. No podría. No querría. Prefiero la tranquilidad del amor que tengo con mi chico, que sé que llamará, que sé que vendrá, que sé que sonreirá, aunque a veces se quede dormido en mi sillón. Lo prefiero mil veces a la histeria de ese amor que hacia andar al rojo vivo con el corazón quemando, un amor de 19 años, fuerte como un amor de verano, un amor que no me arrepentiré de haber perdido (o dejado ir) si se acaba el mundo.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal